Proyecto permitirá detectar cambios de uso de suelo en forma temprana

Proyecto permitirá detectar cambios de uso de suelo en forma temprana

Con esta iniciativa, liderada por la Universidad Austral de Chile y cuya contraparte es CONAF, se podrán detectar actividades como cortas ilegales, sustitución, degradación o cambios destructivos de las tierras forestales.

El grupo de expertos conformado por académicos de la Facultad de Ciencias Forestales y Recursos Naturales de La Universidad Austral de Chile; la Universidad de Göttingen, de Alemania; Universidad de la Frontera y Universidad de Santiago del Estero, de Argentina; se reunió para presentar avances del proyecto “Sistema de Alerta Temprana de cambios de uso de la vegetación, como un elemento del Monitoreo Nacional Forestal”, (SAT).

La discusión se llevó a cabo con profesionales de la Corporación Nacional Forestal, CONAF, contraparte de este estudio que ya se encuentra en su segunda etapa, trabajando con comunas piloto.

En la oportunidad, el profesor del Instituto de Bosques y Sociedad de la Facultad de Ciencias Forestales y Recursos Naturales de la UACh y director del proyecto, Víctor Sandoval expuso un resumen del trabajo. Por su parte, el profesor del Instituto de Estadística de la Facultad de Ciencias Económicas de la misma casa de estudios, Gastón Vergara, explicó la arquitectura del sistema; en tanto que Christoph Kleinn, profesor de la Universidad de Goettingen, y Hugo Zerda, de la Universidad de Santiago del Estero, presentaron experiencias en Europa y África y en Argentina, respectivamente. Se mostraron también experiencias en comunas pilotos, presentación que estuvo a cargo del profesor Patricio Acevedo, de la Universidad de la Frontera.

El equipo además observó en terreno un ejemplo de corta de bosque y, en el Parque Oncol, se visitó un bosque antiguo.

Proyecto

El principal objetivo de esta iniciativa es diseñar, establecer e implementar un sistema de alerta temprana piloto para disminuir la pérdida de bosque y permitir la mejora del sistema de fiscalización.

“El análisis de las imágenes satelitales se realizará con la mayor frecuencia posible. Esto nos va a permitir indicar si existe corta en alguna región para indicarlo al sistema de fiscalización de CONAF. Es adelantarse a la actividad”, explicó el profesor Sandoval.

Respecto a los acuerdos a los que se llegaron, el académico indicó que se probará este sistema en 5 comunas piloto a lo largo del país. “Además realizaremos un análisis que consiste en estudiar la historia para comprobar si realmente se habría podido evitar o no una determinada corta mediante un análisis cada cierta frecuencia de tiempo”, señaló.

Javier Cano, profesional de la Unidad de Cambio Climático y Servicios Ambientales de CONAF, destacó la importancia que tiene este proyecto enmarcado dentro de la Estrategia Nacional de Cambio Climático y Recursos Vegetacionales. “Uno de los puntos es establecer un sistema de monitoreo. Tenemos que reducir las emisiones de carbono producto de la degradación y deforestación de los bosques, y en ese punto este proyecto permitirá detectar cortas ilegales e impedirlas en un momento previo, con lo que vamos a evitar que se siga talando. En segundo lugar, si este proyecto funciona correctamente, provocará que se apliquen planes de manejo de forma adecuada y que éstos sean una herramienta necesaria. Con eso podremos crear un sistema en que el consumo de leña y su generación desde los bosques hasta el usuario final sea un proceso legal y formal”.

Mauricio Reyes, de la Universidad de la Frontera, expresó que esta iniciativa “permitirá a CONAF focalizar los recursos en la fiscalización centrando la vista en ciertos lugares, como por ejemplo los que están haciendo extracción para uso de leña”.

El profesor de la Universidad de Santiago del Estero, Hugo Zerda, quien aportará en el área de la percepción remota y análisis espacial de los datos manifestó “me satisface el desarrollo de las ciencias forestales en Chile y que exista una iniciativa de acompañar los procesos globales de control del capital forestal que tiene el país, pensando en el manejo y la preservación de este recurso”.

En este proyecto también se afianza la tradicional cooperación que la UACh posee con la Universidad de Göttingen. El profesor Christoph Kleinn explicó que contribuye a este trabajo en el ámbito de teledetección y en metodología científica. “Éste es un proyecto con un objetivo exigente, que tiene una dimensión científica, pero también política y estamos analizando y comparando los diferentes enfoques metodológicos”.

El proyecto SAT finalizará en diciembre de 2016.