Investigador de la UACh fortalece sus conocimientos sobre producción y conversión de biomasa en Alemania

Investigador de la UACh fortalece sus conocimientos sobre producción y conversión de biomasa en Alemania

El Ingeniero Forestal Rodrigo Labbé realiza una pasantía en la Universidad de Rottenburg gracias a una beca del Programa en Energías de Conicyt.

Rodrigo Labbé, Ingeniero Forestal e investigador asociado del Instituto de Bosques y Sociedad de la Facultad de Ciencias Forestales y Recursos Naturales de la UACh, se encuentra en una pasantía de tres meses en la Universidad de Rottenburg, en Alemania, con el principal objetivo de comprender cuáles son los parámetros de calidad y requisitos más relevantes para el uso de biomasa forestal en aplicaciones específicas, como la producción de chips de madera, de pellets; y su uso tanto en sistemas de calefacción y cogeneración.

“He podido conocer y trabajar en la evaluación de parámetros de calidad relevantes de la biomasa para su uso como biocombustible, sobre todo en un área relativamente nueva para mí, como lo es la producción de pellets. También he conocido compañías que actualmente operan centrales de biomasa y bioenergía. Acá me he dado cuenta que los desafíos que enfrentan son similares a los que tenemos en el centro-sur de Chile. Por ejemplo, el secado de la biomasa acá también es un tema muy relevante y complejo, y los esfuerzos se concentran en procesos de secado económicamente viables y de bajo consumo energético”, explicó Labbé.

Además, el investigador se encuentra trabajando junto al Dr. Sebastian Paczkowski y bajo la guía del profesor Stefan Pelz, con la colaboración de estudiantes de postgrado, en una investigación que tiene por objetivo evaluar el efecto de distintos parámetros de calidad en la materia prima, aserrín y astillas, en la calidad final de pellets de madera (resistencia mecánica, densidad a granel, dimensiones del pellets, etc.), y su influencia, junto a las condiciones de almacenamiento, en el desempeño del transporte a granel para el suministro local.  “Esto se basa en la hipótesis de que un pellet de calidad no sólo tiene beneficios en términos de ser un combustible más eficiente y menos contaminante en la etapa combustión, sino que también permite un transporte más económico”, indicó. 

Recurso renovable

La importancia de la biomasa radica en ser recurso renovable y abundante en el centro-sur de Chile, con potencial para suplir los requerimientos de energía térmica y eléctrica futuros sin poner en peligro los usos tradicionales, como la producción de leña para calefacción residencial. 

Según el Ingeniero Forestal, su principal motivación para continuar perfeccionándose en esta línea de investigación es su gran potencial de desarrollo local, mediante compañías locales de bioenergía, desarrollo de tecnología, servicios, entre otros. “El mayor desafío en el corto plazo es demostrar que existen opciones limpias de producción de bioenergía a partir de biomasa, dado que el problema de contaminación producto del uso de leña húmeda, calefactores obsoletos e ineficientes, y por sobre todo, la nula o escasa eficiencia energética de las casas y edificaciones en general, han provocado un problema de tal magnitud que justificadamente ha puesto en duda la sustentabilidad de este recurso, y también ha validado, en contra de la tendencia a nivel mundial, el uso de combustibles fósiles como el gas natural”, afirmó, agregando que el rol de investigadores y técnicos en esta materia es trabajar para demostrar con hechos que sí es posible lograr la sustentabilidad en el uso de biomasa.

En la UACh, Rodrigo Labbé, forma parte del proyecto “Modernizando el negocio de la leña: asociatividad, valor agregado y eficiencia energética” que busca que empresas locales de pequeño tamaño en la región de Los Ríos vinculadas al mercado de la leña puedan iniciar un modelo de negocio que involucra un servicio de mayor agregado, como es la venta de calor. Esto implica captar más valor, incorporando tecnología eficiente y moderna para producción y calefacción con biomasa; realizar una gestión sostenible del bosque; mejorar las condiciones de sus trabajadores; y ofrecer un servicio limpio, de calidad y confortable para el cliente.

Según el investigador, la Facultad de Ciencias Forestales y Recursos Naturales y la Facultad de Ciencias de la Ingeniería de la UACh a partir de diferentes proyectos de investigación que se han realizado y se está realizando actualmente, “permite contar con una base de información sólida, para llevar a cabo con un nivel de certidumbre adecuado este importante paso cualitativo”.